Multilateralismo, por interés nacional

Empezó a restringirse y los tratados bilaterales –como el alcanzado por Estados Unidos y México–fueron reemplazando al NAFTA y excluyendo a Canadá. Parecen integrar la nueva ingeniería de la globalización, desde la visión estadounidense, del América First.

A un año y nueve meses de la asunción presidencial de Donald Trump, las relaciones internacionales han cambiado sustancialmente. El mundo que dejó Barack Obama, al partir de la Casa Blanca, ya no existe. Si bien el proceso de deterioro del sistema económico y político internacional creado a partir de la década del ‘40 del siglo pasado, ya expresaba sus falencias y su falta de respuesta a un escenario global que se había modificado desde su creación, la acción de la administración del presidente Trump lo ha comenzado a demoler.

La Organización Mundial de Comercio (OMC) prácticamente no interviene y cada vez resuelve menos los conflictos comerciales y sus decisiones menos obedecidas. La guerra comercial entre los Estados Unidos y China es un ejemplo de la pérdida de poder de esta Organización si funcionara debidamente, con los objetivos que tenía en su creación, en los años 90, en la ronda Uruguay. Hoy es una espectadora pasiva de un conflicto que afecta a todos los Estados.

El multilateralismo ha comenzado a restringirse y los tratados bilaterales como el que alcanzaron los Estados Unidos y México, reemplazando al NAFTA, excluyendo a Canadá, parecen ser parte de la nueva ingenieríade la globalización, desde la visión estadounidense, del América First.

Ahora aparecen en el horizonte comercial los “mano a mano”, no más rondas multilaterales, de negociación, como era de uso común. En ellas, Estados Unidos pierde la capacidad de incidir como lo pueden hacer a nivel bilateral por su tamaño y poderío, llegó la hora de volver a poner las cosas en su lugar, parecen aspirar, los halcones desde Washington.

Por otra parte, China se ha visto conmovida por la nueva actitud de la administración Trump y trata de adaptarse a esta nueva era. Su interés de convertirse en primera potencia regional en Asia, no involucrándose en los grandes conflictos y debates fuera de esa esfera, debió modificarla en parte y cambiar su estrategia.

El proyecto de “Ruta de la seda” se ha transformado en un eufemismo: es su proyecto geopolítico actual que cubre casi toda la geografía mundial, avanzando a través de inversiones, acuerdos de libre comercio multilaterales y bilaterales para poder expandirse a todos los mercados posibles, incluyendo algunas naciones de Africa y Latino-América, además de Asia Menor y Medio Oriente.

Es decir que la propuesta norteamericana para el mundo de alcanzar acuerdos bilaterales, desechando las alianzas regionales o los acuerdos comerciales multilaterales, como la Unión Europea, el Mercosur, el TPP , etc., tiene en China a su principal contendor y esa lucha entre las dos grandes potencias comienza a repercutir en nuestra región latinoamericana y es parte del nuevo escenario mundial.

Esta nueva situación significa, en cierta medida, la vuelta a la vigencia de los estados nacionales porque es ahí donde Estados Unidos, Rusia, China y quizás India (si consigue armonizar sus estructurales problemas religiosos) serán los dominadores.

El acuerdo de Mercosur, dañado desde hace años por la actitud de sus dos principales socios en cerrarse, ahora encuentra nuevas dificultades para sostenerse.

En ese marco,el enfrentamiento comercial entre China y Estados Unidos (que se ha extendido a Estados Unidos vs. Canadá y vs. la Unión Europea) expresa la voluntad del gobierno norteamericano de priorizar e imponer el bilateralismo por sobre el multilateralismo.

En ese marco internacional, la Argentina debe saber anticiparse al tironeoal que será sometida por esta nueva realidad internacional en la próxima reunión del G20 a realizarse en Buenos Aires. Debe estudiar y elaborar una propuesta nacional integradora y no caer en decisiones apresuradas o tomadas por presiones externas, más allá de que las presiones serán muy fuertes luego de haber firmado el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional, donde los Estados Unidos son los que tienen la mayor cantidad de acciones, es decir de poder.

No hay influencias o alianzas externas “buenas o “malas”, lo que conviene al interés nacional en cada momento histórico es la elección adecuada para ese momento histórico. Una cosa son las afinidades culturales y otra muy distinta es el interés nacional y en consecuencia la toma de decisiones.

Creemos que la Argentina debe saber distinguir en la hora actual, no se debe confundir la historia con las realidades de un mundo en constante cambio y evolución y el multilateralismo sigue siendo la mejor opción para un país de desarrollo intermedio como el nuestro que necesita incrementar sus exportaciones para crecer.

Defender los intereses nacionales significa saber distinguir cuál es el camino más propicio para alcanzar el crecimiento y el desarrollo. Y para ello es importante no atar los intereses argentinos al parecer de una potencia, más allá que se coincida en la defensa de ciertos valores históricos, que al parecer ya no son tan importantes para su política exterior.

Vale la pena recordar que siempre es mejor tener varios aliados y no uno sólo, ya que de acuerdo al mundo que se avecina, el que Trump viene dibujando, no será muy placentero para quienes pretenden ser protagonistas de otro más justo, con igualdad de género y sin discriminaciones.

 

Esta nota fué publicada en el diario Clarín el día 27 de Septiembre de 2018

Ver nota en Clarin

Anuncios
Esta entrada fue publicada en EEUU, Política Exterior Argentina, Uncategorized y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s